Authors Posts by elirreverente

elirreverente

539 POSTS 0 COMMENTS

Camilo Torres Restrepo es un personaje histórico complejo: sacerdote católico, sociólogo y revolucionario. Camilo nace en Bogotá el 3 de febrero de 1929, en una familia de corte liberal y de buena posición social.

El Camilo sacerdote nace de la experiencia de que tuvo en su juventud al encontrarse con unos frailes franceses, de los cuales, aprendió la máxima del amor al prójimo, no sólo de palabra, sino, también de acción. Esta idea de amor al prójimo resultó en su concepto del “Amor Eficaz” el cual sólo tenía o podría tener su materialización en la revolución.

El Camilo sociólogo, se forjó como devenir de la idea del amor al prójimo. Cuando se ordenó como sacerdote en 1954 se fue a estudiar sociología en la Universidad de Lovaina, Bélgica, donde compartió un ambiente cultural de apertura, diálogos y debates. En su paso por Lovaina, Camilo comprendió y desarrollo las bases para un cristianismo comprometido y centrado en los otros, en el prójimo, por la mejora de las condiciones estructurales de la vida, aproximando las ideas cristianas con las marxistas, esto materializado en los ejemplo por un lado los curas obreros franceses y sus acciones de caridad con las pobrerías de París y la solidaridad con los inmigrantes argelinos de la periferia parisina, por el otro las experiencias que conoció Camilo al otro lado de la “Cortina de Hierro” donde los ateos comunistas obraban en favor de los otros.

Con su regreso a Colombia (1959), Camilo funda junto al sociólogo Orlando Fals Borda la primera facultad de sociología de Nuestra América,  hace de haciendo las veces de capellán de la Universidad Nacional de Colombia, otras veces de alfabetizador, promotor socio-cultural, de acción comunal e instructor de campesinos y habitantes de las barriadas de la capital. Experiencias con las que Camilo fue dando de las condiciones de las clases populares del país y con ello afilando su discurso y práctica social dando con ello paso al Camilo revolucionario. Las ideas de Camilo y la lectura del escenario y las fuerzas de izquierda lo llevan a comprender la necesidad de la unidad, así camilo levanta el Frente Unido del Pueblo (FUP) constituyéndose como una novedosa -para la época- experiencia de “unidad en la diversidad”. Estas decisiones no llegaron sin consecuencias, Camilo fue excomulgado por la iglesia católica acusado de comunista y el gobierno de la época de incitador a la violencia, razones por las cuales vio que los caminos de la legalidad se habían cerrado e inspirado por la gesta de la revolución cubana, decide ingresar a las filas del naciente Ejército de Liberación Nacional (ELN) de Colombia como forma máxima para la realización del “Amor Eficaz”, como dijo Camilo “el deber de todo cristianos es ser revolucionario, y el deber de todo revolucionario es hacer la revolución”.

La Colombia de Camilo y la Colombia de hoy

La Colombia de los años del joven Camilo, fue la Colombia de la primera violencia, una guerra entre los partidos clásicos de la burguesía y la oligarquía que han estado en el poder desde la traición al proyecto de Bolívar por parte de las huestes Santanderistas. Esa Colombia no dista mucho de la que encontró después de su regreso de Lovaina, la lucha ya no era entre liberales y conservadores, sino del bloque en el poder contra las clases populares, la oligarquía contra los campesinos sin tierra, la lucha del bloque en el poder y los intereses de los Estados Unidos en su lucha anticomunista, de ahí que Camilo sentenciara “El pueblo tiene derecho al poder. Hay que preguntarle a la oligarquía cómo lo va a entregar. Si lo entrega pacíficamente, lo tomaremos pacíficamente, pero si deciden entregarlo por la violencia, nosotros lo tomaremos por la violencia.”

Hoy, cincuenta años después el panorama no cambia mucho, es más, podríamos decir que se ha profundizado el modelo de explotación en Colombia. Es cierto, hay escenarios que dibujan la posibilidad del acallamiento de los fúsiles después de más de medio siglo de lucha continua, pero no podemos dejarnos llevar por la esperanza y hacernos los ciegos a la realidad de Colombia. Mientras el gobierno lleva sentado en una mesa de diálogos de paz con la insurgencia de las FARC en la Habana, Cuba, hace caso omiso a todo lo que en ella se ha acordado: los proyectos de extranjerización de la tierra siguen, las concesiones a la megaminería y los proyectos hidroeléctricos continúan perpetuando la inequidad en la posesión y acceso a la tierra razón principal del levantamiento armado; el perseguimiento, estigmatización y asesinato de líderes sociales y populares continúa; las estructuras paramilitares continúan ejerciendo terror y coerción sobre la población civil. El escenario y el discurso de “post-conflicto” como lo han querido desde el bloque en el poder hace referencia más bien al escenario de “post-acuerdo” con las FARC, pero aún permanece toda la estructura bélica del Estado contra el ELN, retrasando y entorpeciendo el proceso de diálogos con esta insurgencia evitando llegar a su fase pública como lo ha denunciado en varias oportunidades esta insurgencia.

El legado de Camilo: el proyecto político detrás de los mensajes

Camilo durante su etapa de organizador y agitador político durante los años 60 desarrolló sus ideas y terminó concretándolas en los mensajes a las diferentes expresiones de los sujetos populares a través del semanario el “Frente Unido”  (1965). En esta parte intentaremos  delinear las ideas de Camilo a partir de las generalidades de cinco de sus mensajes al pueblo colombiano para así demostrar la validez y actualidad de sus palabras, no sólo para el pueblo colombiano de hoy sino también para el pueblo chileno.

Mensaje a los desempleados (Frente Unido, No 1O, Octubre 28 de 1965)

En la sencillez de sus líneas camilo expresaba la posición imperialista de los Estados Unidos sobre Colombia, y la posición de subdesarrollo estructural y necesaria para los intereses del capital, de este modo Camilo nos decía “ Si bien es cierto que en todos los países capitalistas, incluyendo a los más desarrollados como los Estados Unidos, siempre existe un gran porcentaje de población desempleada, es necesario comprender que en los países subdesarrollados ese porcentaje es todavía mayor. La falta de trabajo, para millones de hombres y mujeres constituye precisamente una de las características de esos países subdesarrollados” seguidamente Camilo caracteriza el papel que juegan los poderosos y sus diferentes expresiones locales que agrupados para perpetrar y proteger sus intereses de clase se han hecho del poder del Estado como herramienta para ello:

“Todos sabemos que el nuestro es un Estado limosnero que está dependiendo de las migajas que nos quieran dar los norteamericanos, y que ellas tampoco están interesados en industrializar al país. Las “ayudas” que nos dan son para construir algunas escuelitas, algún barrio piloto, tal vez algunas letrinas, pero nunca nos van a ayudar a crear nuevas fábricas de maquinaria pesada, fábricas que a su vez produzcan fábricas y abran por consiguiente, nuevos frentes de trabajo. A Norteamérica lo que le interesa es tener países que le suministren materias primas -minerales y agrícolas- baratas y que le compren a ella, a precios elevados, todos los carros, todas las maquinas, todos las productos de su industria, que nosotros necesitamos para nuestro uso. Norteamérica domina nuestra economía, y nuestra oligarquía está muy contenta de ser aquí su agente y su servidora”.

En este mensaje Camilo también hace la invitación a los desempleados a combatir la desigualdad y enfilarse en la lucha por la toma del poder por y para las mayorías de la siguiente forma:

…los desempleados son los que más duramente soportan las consecuencias de nuestro subdesarrollo. La miseria de sus hogares, la angustia de no poder llevar al hogar el mercado necesario, de no poder pagar el arrendamiento, de no poder educar a los hijos, les está demostrando a todos los desempleados la necesidad de emprender la lucha definitiva contra el sistema. Ellos saben más que nadie que no son pobres porque no quieren trabajar sino porque no hay donde trabajar. Ellos saben que no es que el pueblo sea perezoso sino que la oligarquía que ahora es dueña de las fuentes de trabajo y es “dueña” del Estado no hace nada eficaz para solucionar verdaderamente nuestros problemas. Por eso los desempleados deben estar también a la cabeza de nuestra lucha por arrebatarle el poder a esa minoría y entregárselo a la mayoría.

Mensaje a los estudiantes. (Frente Unido, No 9, Octubre 21 de 1965)

En este mensaje Camilo hace una caracterización del estudiante como sujeto sociológico y de su papel dentro de la revolución, para ello nos deja algunas claves que creemos son importantes refrescarlas y sacarlas de su empolvado lugar de la historia para asumirlas y renovar la vitalidad de sus palabras con la energía de nuestros sueños y convicciones.

“el estudiante universitario -el de las universidades donde no hay delito de opinión y el de los colegios donde hay libertad de expresión- tiene simultáneamente dos privilegiados: el de poder ascender en la escala social mediante el ascenso en los grados académicos, y el de poder ser inconformes y manifestar su rebeldía sin que esto impida este ascenso. Estas ventajas han hecho que los estudiantes sean un elemento decisivo en la revolución latinoamericana. En la fase agitacional de la revolución, la labor estudiantil ha sido de gran eficacia”, esto  podemos verlo en el importante papel que tuvieron las movilizaciones estudiantiles de los años 2006 y 2011 en la revitalización del movimiento popular como agente instalador de demandas en el plano de la política nacional, pero en el mismo escrito nos advierte “ Nosotros sabemos que la labor agitacional es importante pero que su efecto real se pierde si no va seguido de la organización y de la lucha por la toma del poder. Una de las causas principales para que la contribución del estudiante a la revolución sea transitoria y superficial es la falta de compromiso del estudiante en la lucha económica, familiar y personal (…) Su inconformismo tiende a ser emocional (por sentimentalismos o por frustración) o puramente intelectual. Esto explica también el hecho de que al término de la carrera universitaria el inconformismo desaparezca o por lo menos se oculte y el estudiante rebelde deje de serlo para convertirse en un profesional burgués que para comprar los símbolos de prestigio de la burguesía tiene que vender su conciencia a cambio de una elevada remuneración.”

Fuera de los peligros de la falsa conciencia que en algunos sujetos de ese sector de la sociedad, Camilo nos recuerda que los estudiantes no son per se la vanguardia del movimiento popular y que al alejarnos de los otros sectores populares podemos errar en la lectura del momento histórico y por ello dar pasos en falso en la liberación de nuestros pueblos. “La crisis económica y política se está haciendo sentir con todo el rigor sobre los obreros y los campesinos. El estudiante, generalmente aislado de estos, puede creer que basta una actividad revolucionaria superficial o puramente especulativa. Esa misma falta de contacto puede hacer que el estudiante traicione su vocación histórica; que cuando el país le exige una entrega total, el estudiante continúe con palabrería y buenas intenciones, nada más. Que cuando el movimiento de masas le exige un trabajo cotidiano y continuo, el estudiante se conforme con gritos, pedreas y manifestaciones esporádicas. Que cuando la clase popular les exige una presencia efectiva, disciplinada y responsable en sus filas, las estudiantes contesten con promesas vanas o con disculpas.”

Respecto a lo anterior Camilo hacia una diferenciación en la aproximación que el estudiante debe tener frente a la clase. “Si ellos –los estudiantes- “ascienden a la clase popular” sin ninguna clase de paternalismo, con el ánimo, más de aprender que de enseñar, podrán juzgar objetivamente del momento histórico.” Por último Camilo nos recuerda en este mensaje hasta dónde debemos llegar como revolucionarios:

Es necesario que la convicción revolucionaria del estudiante lo lleve a un compromiso real, hasta las últimas consecuencias. La pobreza y la persecución no se deben buscar. Pero, en el actual sistema, son las consecuencias lógicas de una lucha sin cuartel contra las estructuras vigentes. En el actual sistema, son los signos que autoidentifican una vida revolucionaria. La misma convicción debe llevar al estudiante a participar de las penurias económicas y de la persecución social de que participan los obreros y campesinos. Entonces, el compromiso con la revolución pasa de la teoría a la práctica. Si es total es irreversible; el profesional no podrá volverse atrás sin una flagrante traición a su conciencia. a su pueblo y a su vocación histórica.

Mensaje a las mujeres (Frente Unido No 8, Octubre 14 de 1965)

Creemos importante resaltar algunos párrafos de este mensaje, si bien como hombre de un periodo histórico, como hombre de la iglesia y de una sociedad con vicios profundamente machistas y patriarcales, creemos que son importantes para dimensionar la claridad y lo avanzado de su pensamiento respecto de la posición de la mujer en la revolución. Hay que recordar que Camilo le escribe a las mujeres colombianas,  no por ello debemos pensar que las cualidades que él describe son propias de la nacionalidad sino como dice él “de toda mujer”.

Con todo, la mujer colombiana tiene valores de persona humana y no es simplemente un instrumento. La mujer colombiana tiene la conciencia de ser explotada no solamente por la sociedad, como la mayoría de las colombianas, sino también por el hombre. La mujer colombiana tiene disciplina de lucha, ha mostrado generosidad en su entrega a los demás (…) La mujer colombiana, como toda mujer, tiene más sentimiento, más sensibilidad, más intuición. Todas estas cualidades, en una primera etapa, debe ser exaltadas y puestas al servicio, no de las oligarquías ni de los hombres como tales, sino de un ideal revolucionario convertido en el ideal de la mujer. Después de realizada la revolución, la mujer sabrá que la igualdad de derechos y de deberes no permanecerá solamente como letra muerta en el papel sino que será una realidad que ella misma como fuerza popular y revolucionaria podrá garantizar.

Mensaje a los comunistas (Frente Unido. No 2, Septiembre 2 de 1965)

Respecto a este mensaje debo reconocer que tomó como punto de partida las reflexiones que hace  Lucas Carvajal respecto de este mensaje. Lucas nos recuerda que en este mensaje Camilo les hablaba a los comunistas en un momento histórico complejo en el escenario mundial donde el  campo revolucionario se encontraba fraccionado casi hasta el infinito. Recordemos que las décadas de 1960 y 1970 representaron la división del Movimiento Comunista Internacional entre las líneas soviética, china y albanesa. Similar situación le ocurría a las distintas visiones de la lucha armada surgidas en América Latina. Así, en medio de unas izquierdas divididas y sectarias, Camilo Torres se atrevía a invitar públicamente a los comunistas colombianos a caminar juntos.

En ese sentido Lucas nos advierte que este  mensaje debe ser  entendido como dirigido a la militancia en su conjunto y no sólo a las estructuras y direcciones, es decir, es un llamado a la unidad, además de una denuncia del anticomunismo como postura reaccionaria.

Así, Camilo decía “No soy anticomunista como colombiano, porque el anticomunismo se orienta para perseguir a compatriotas inconformes, comunistas o no, de los cuales la mayoría es gente pobre (…) No soy anticomunista como sociólogo, porque en los planteamientos comunistas para combatir la pobreza, el hambre, el analfabetismo, la falta de vivienda, la falta de servicios para el pueblo, se encuentran soluciones eficaces y científicas(…) No soy anticomunista como cristiano, porque creo que el anticomunismo acarrea una condenación en bloque de todo lo que defienden los comunistas y, entre lo que ellos defienden, hay cosas justas e injustas. Al condenarlos en conjunto, nos exponen a condenar igualmente lo justo y lo injusto, y eso es anticristiano (…) No soy anticomunista como sacerdote, porque aunque los mismos comunistas no lo sepan, entre ellos pueden haber muchos que son auténticos cristianos. Si están de buena fe, pueden tener la gracia santificante y si tienen la gracia santificante y aman al prójimo se salvarán. Mi papel como sacerdote, aunque no esté en el ejercicio del culto externo, es lograr que los hombres se encuentren con Dios, y, para eso, el medio más eficaz es hacer que los hombres sirvan al prójimo de acuerdo a su conciencia”

Estos párrafos lejos de parecer una suerte de “reafirmación personal” de Camilo o de los comunistas, es la demostración práctica de por dónde debe empezar el ejercicio de la construcción de la unidad. No podemos plantearnos “unitarios”, si al tiempo vemos en “el otro” -aquel con quien construiremos unidad- como una suerte de sospechoso potencial.

Este lastimoso fenómeno, descrito por muchos como la consigna  “la unidad sí, pero bajo mi bandera” parte de considerar a la colectividad a la que pertenecemos como la única portadora de una verdad revelada cuya comprensión es imposible para nuestros “compañeros”. Haciendo de esta la mayor fuerza atomizadora de las fuerzas populares.

Para “encantar” de nuevo a la clase y sus fuerzas transformadoras con la idea de la revolución, debemos ser capaces de superar el nefasto  intereses hegemonista y egoísta -ambos adjetivos impropios para quien se considere revolucionario-, sobre los cuales se han cimentado los fracasos de los intentos de unidad del campo popular y más bien ponernos a confrontar con alturas de mira, los programas  -si no hay, es menester del movimiento popular levantar uno, no con el afán inmediatista que va detrás de reivindicaciones minúsculas o programas electorales en los que el fin es una curul, hecho que limita  de manera nefasta las aspiraciones transformadoras de la clase-, que condensados en un programa político estratégico contemple todas las formas de lucha para construir la sociedad sin clases y eliminar la explotación del hombre por el hombre.

Como advierte nuevamente con claridad Lucas “Esto se traduce en la vida práctica en la lógica del sacrificio sectario: sacrifico una conquista popular -ya sea gremial, táctica, política- con tal de no tener que compartir las pequeñas victorias, sacrifico la incidencia de masas de mi propuesta con tal de no someterla a amplia discusión, sacrifico transparencia en pos de fundamentalismo.”

Y para terminar, quisiera invitarlos e invitarlas a las actividades que se están realizando en Santiago en el marco conmemorativo de los 50 años de la caída en combate de Camilo Torres.

 

Miguel Sánchez.

Estudiante colombiano radicado en Chile

 

Por una nueva Sociedad de Trabajadores y el Pueblo

logo utec “Que el régimen capitalista actual, fundado en la propiedad privada de la tierra, de los instrumentos y medios de producción y en la explotación del hombre por el hombre, que divide a la sociedad en clases antagónicas: explotados y explotadores, debe ser sustituido por un régimen económico-social que liquide la propiedad privada hasta llegar a la sociedad sin clases, en la que se aseguren al hombre y a la humanidad su pleno desarrollo.” Declaración de Principios de la CUT de 1953

 

Hoy conmemoramos 63 años de la Declaración de Principios de la CUT del 53, la Central Única de Trabajadores, dirigida por Clotario Blest (y no la actual que es de colaboración de clases). Por eso, queremos rendir un homenajes a todos/as los Trabajadores/as que han entregado su vida por liberar a la sociedad del yugo explotador capitalista.

Porque entendemos, que los Trabajadores no podemos vivir siempre en la derrota, y luchar solo por las migajas que el sistema capitalista nos permite, ya que eso es condenar a nuestros hijos a la explotación permanente.

Hoy día en Chile, cuando se requieren cambios profundos, hay sectores que nos ofrecen salidas a medias, que nos contentemos con unos cuantos derechos sociales, y que nos limitemos a luchar por un capitalismo menos salvaje. En fin, nos quieren convencer que sigamos conviviendo con los que nos explotan, nos oprimen, excluyen y marginan: con la clase capitalista, y sus instituciones.

Es por eso que como UTEC, recogiendo la Declaración de Principios de la CUT del 53, queremos compartir nuestras reflexiones, para que vayamos construyendo nuestro camino de liberación, para que reconstruyamos el Proyecto Histórico de los Trabajadores y el Pueblo.

Estas reflexiones apuntan a descubrir los principios e ideas para la construcción de una nueva sociedad.

  1. Por una sociedad basada en el Trabajo

En ésta sociedad capitalista, somos los Trabajadores los que creamos la riqueza y los que hacemos funcionar la sociedad. Sin embargo, somos explotados por la clase patronal, por la clase burguesa, viviendo en condiciones de miseria, de discriminación social y económica.

La clase capitalista, no vive del trabajo, sino que vive de la ganancia, del interés, del lucro. No necesitan trabajar, porque viven de nuestro esfuerzo, del robo de nuestro trabajo, siendo unos privilegiados, gozando de los beneficios y riqueza que nosotros hemos creados.

Por eso, esta sociedad capitalista es una sociedad desigual, donde la minoría se enriquece a costa de la gran mayoría.

Nosotros aspiramos a construir una nueva sociedad basada en el trabajo, donde dicho trabajo sea retribuido en forma justa y sin privilegios.

  1. Por una sociedad que garantice los derechos sociales fundamentales

Esta sociedad capitalista neoliberal, no garantiza ni siquiera los derechos sociales básicos. Los Trabajadores y el Pueblo no tenemos una vida digna, y además nuestras necesidades y derechos están manejadas por el mercado, lo que les permite a los capitalista lucrar y enriquecerse.

No creemos en las falsas promesas, de que una nueva Constitución pueda garantizar dichos derechos, porque mientras no se cambie radicalmente la sociedad, esas son palabras y papeles.

La sociedad debe garantizar el trabajo con un sueldo justo, con 8 horas de trabajo (inclusive menos), con 8 horas de descanso y 8 horas de recreación.

Aspiramos a construir una nueva sociedad que garantice para todos y todas los derechos sociales fundamentales: la salud, la educación a todo nivel, una vejez digna, la vivienda, la justicia, etc., sin discriminación y privilegios, y que nadie pueda lucrar con ellos.

  1. Por una sociedad basada en la cultura de la solidaridad y el bien común

Esta sociedad neoliberal nos ha impuesto la cultura del consumismo, del dinero, de la competencia, del individualismo, de la opresión, del abuso de poder, del engaño y del doble estándar, de los pitutos, del arribismo, de la discriminación, etc.

La construcción de una nueva sociedad, nos obliga a transformarnos nosotros mismo, y poder superar las trabas con la que hemos sido formados.

Tenemos que crear una nueva cultura basada en la solidaridad, el bien común, la transparencia e igualdad, en la libertad creadora, etc. Deberemos crear a la Mujer y el Hombre Nuevo.

  1. Por una sociedad que supere el patriarcado

Vivimos una sociedad donde la mujer es oprimida, doblemente explotada, en situación de desigualdad, y excluida sistemáticamente, despojándola de valor y derechos, e impidiéndola decidir sobre su cuerpo, su sexualidad y en todos los ámbitos de su vida.

Aspiramos a la superación del patriarcado.

  1. Por una nueva sociedad integral e inclusiva

La construcción de una nueva sociedad también debe hacerse cargo globalmente de todos los aspectos que hacen de la vida en sociedad.

Debemos construir una nueva relación entre el pueblo mapuche, los inmigrantes y el pueblo chileno.

Debemos construir una sociedad autosustentable y de protección del medio ambiente.

Debemos construir una relación de igualdad entre la capital y las regiones, entre las ciudades y el campo, y en las mismas ciudades.

Debemos suprimir toda forma de opresión, discriminación y privilegios y hacer una sociedad inclusiva.

  1. Por una sociedad sin patrones

Vivimos una sociedad donde los capitalistas, en especial los grandes capitalistas, son los dueños del país, los que mandan y han organizado la sociedad para sus intereses.

Ellos tienen el poder económico. Y si algo no les parece, amenazan con no invertir y sacar sus capitales fuera del país. Son ellos mismos, los que hoy día están dejando caer la desaceleración de la economía sobre el pueblo y los Trabajadores, para mantener su ganancia.

Ellos son el obstáculo fundamental, que impide que tengamos un nivel de vida digno, que nos garantice los derechos sociales básicos, porque se apropian de nuestro trabajo para sus intereses individuales, y no para ser utilizado para satisfacer las necesidades del conjunto de la sociedad. Es cosa de ver cómo han actuado frente a las tibias reformas educacional y tributaria.

Han organizado el poder político, para que los gobiernos y parlamentos, sirvan a sus intereses y las leyes que se promulgan sean para su favor. Estos más de 20 años de democracia (democracia empresarial), de libre mercado, neoliberalismo, nos demuestran con claridad lo que son, y su resultado es uno solo: una sociedad cada vez más desigual y excluyente.

Muchos caen en la ilusión, y creen que podrán mejorar la sociedad con los capitalistas. Pretender   dejarles cuotas de poder político, económico, militar, etc., será solo para cavar nuestra propia tumba, ya que usaran ese poder en contra nuestra. Así sucedió con el golpe de Estado del 73, y otras experiencias históricas nos demuestran dramáticamente esta realidad.

Por eso, aspiramos a una sociedad sin patrones.

  1. Por una sociedad basado en el Poder de los Trabajadores y el Pueblo

Mientras el poder esté en manos de la clase capitalista, ninguna transformación significativa será posible.

La economía debe estar dirigida por los Trabajadores y el Pueblo, para garantizar los derechos sociales, y construir una economía para el conjunto de la sociedad.

Debemos tener una nuevas FFAA que sean parte del pueblo y defiendan nuestros intereses.

Para poder llevar a cabo las transformaciones sociales y económicas, para poder comenzar a construir una nueva sociedad, el poder debe estar en las manos de los Trabajadores y el Pueblo.

  1. Por una sociedad basada en la Democracia directa y de base

Esta democracia representativa, empresarial, solo sirve para a los patrones. Es pagada por ellos, y usan su poder económico y comunicacional para distorsionar la opinión popular.

Ella no nos representa: nos imponen candidatos en forma externa y que apenas conocemos, carente de legitimidad social, y que están protegidos, y que no se les puede controlar ni menos destituir.

Pero, tratan de hacernos creer que esta democracia es imparcial, que es la democracia de todos, y que a través de ella, vía elecciones, podremos resolver los problemas de los Trabajadores y el Pueblo. Además, hoy están construyendo una nueva trampa electoral, el Proceso Constituyente, y crear así un nuevo pacto social para salvaguardar y fortalecer su sistema.

Por lo tanto, debemos crear una nueva democracia que nos represente, basada en las organizaciones sociales del Pueblo y los Trabajadores, una democracia directa y de base, y sin caudillos.

Conclusiones

Construir una nueva sociedad, que supere esta sociedad capitalista neoliberal, debe ser el objetivo estratégico del sindicalismo clasista.

Es un debate que recién estamos comenzando. Será un largo proceso en el cual nos iremos poniendo de acuerdo, al calor de la lucha, y de cara de los Trabajadores.

Avanzaremos, reharemos el camino andado, pero el eje no podrá ser otro, que construir una nueva sociedad hecha por y para los Trabajadores y el Pueblo.

  

No dejemos que otros definan lo que nos corresponde a nosotros definir.

No dejemos que nos impongan un nuevo pacto social, porque nos callamos.

A reconstruir el Proyecto Histórico de los Trabajadores.

 

Rebélate contra el Sistema

Con todas las fuerzas de los Trabajadores y el Pueblo

Venceremos

 

12 de Febrero 2016

https://www.facebook.com/utec.chile

 utec foto

 

DECLARACIÓN DE LOS TRABAJADORES DEL TRANSANTIAGO

A nueve años de la inauguración del sistema de transporte público de la ciudad capital llamado Transantiago, los trabajadores que participamos en las organizaciones sindicales abajo firmante declaramos lo siguiente:

1.- Los empresarios se han enriquecido con apoyo del estado y dinero de todos los chilenos, mientras los trabajadores hemos visto deteriorado nuestros sueldos, beneficios y clima laboral.

2.- Hemos sufrido enfermedades y malos tratos sin que el Estado, las Empresas ni las Mutuales se hagan cargo de esta situación que nos afecta. Solo hemos sufrido represión.

3.- Los distintos tipos de trabajadores, operadores de bus, aseadores, despachadores de patio y cabezales de la calle, administrativos, mecánicos hemos sido marginados y jamás se han cumplido las promesas que alguna vez fue mencionada por los políticos de turno.

Manifestamos nuestra voluntad de avanzar en lo siguiente:

1.- Construir legitimidad y participación de todos los tipos de trabajadores que participamos en el Transantiago. Reivindicamos la representación y el respeto a todas las funciones que estamos involucrados en este sistema de transporte.

2.- La Coordinadora del Transantiago nació para reivindicar la inmolación de Marco Antonio Cuadra, y somos una forma de expresión sindical independiente y autónoma de los trabajadores sin divisiones político partidistas ni religiosas.

3.- Nuestro proyecto es la estatización del servicio con control y participación de los trabajadores.

4.- Reivindicamos la solidaridad de clase, el apoyo a los demás trabajadores, estudiantes y organizaciones sociales que luchan por sus derechos, y abogamos por la gratuidad del pasaje para los estudiantes y tercera edad.

5.- Avanzamos hacia una negociación por rama que nos considere en la nueva licitación con el cual el Estado busca concesionar las calles y el transporte público.

6.- Rechazamos la reforma laboral que permite el reemplazo en huelga, que flexibiliza aún más la jornada de trabajo, y nos preparamos para resistir este nuevo golpe contra nuestros intereses.

 

Confederación Manuel Bustos

Federación Fetracolvul

Sindicato Aluchar Lautaro (Express)

Sindicato Elias Lafferte (Red Bus)

Sindicato Sintrans (Express)

Sindicato Trabajadores Unidos (Express)

Sindicato Antares (Express)

Sindicato Nº 2 STP

Sindicato Colvul Chile

Sindicato Nacional de Transporte Alberto Hurtado

_SAS1052


Las organizaciones presentes expresamos nuestro total rechazo al proyecto de Reforma Laboral y declaramos lo siguiente:

  1. Denunciamos al gobierno, a sus partidos, a diputados y senadores de todas las bancadas, por fortalecer el Plan Laboral de la Dictadura y empeorarlo en perjuicio de las y los trabajadores de Chile . Son ellos lo que atraviesan una profunda crisis de legitimidad, los mismos que deciden cómo debemos organizarnos. Con esta reforma, la Nueva Mayoría prometió fortalecer la negociación colectiva y el derecho a huelga para “emparejar la cancha entre empresarios y trabajadores”. Nada de eso se logrará y, al contrario, mediante este proyecto se disponen a arrebatarnos más de una veintena de derechos.
  1. Entre las medidas que trae este proyecto y que afectarán enormemente la organización de los trabajadores, destacan:
  • La Huelga será con Reemplazo por equipos de emergencia formados por los mismos huelguistas y con polifuncionalidad, cambios unilaterales de turno por el empleador para favorecer el reemplazo con no sindicalizados
  • Pactos de extensión de la jornada de trabajo que puede llegar hasta 12 horas por día en todos los sectores económicos, 7 días seguidos y hasta 20 días seguidos fuera de la ciudad. También se excluye tiempo de cambio de vestuario de la jornada de trabajo. Ni siquiera el plan laboral de la dictadura estableció esto
  • Se elimina el piso de la negociación que actualmente impide retroceder en derechos ya conquistados
  • Exige quórum a los sindicatos para negociar colectivamente lo que actuará como incentivo al despido de los compañeros sindicalizados
  • Se castiga a los dirigentes Esto significa la criminalización de la actividades y la lucha sindical, además de elevar los niveles de precariedad y explotación de trabajadoras y trabajadores.
  1. La dirección de la CUT aplaudió el proyecto de reforma. Ellos han jugado un rol protagónico en este proceso desde 2012 cuando firman en forma inconsulta un acuerdo de voluntades con los empresarios agrupados en la CPC. Este es el resultado del sindicalismo de “consenso” con nuestros enemigos de clase, y devela las militancias en la CUT que favorecen a la Nueva Mayoría. Denunciamos esta política que inmoviliza al conjunto del pueblo e imposibilita su resistencia en conjunto.
  1. No satisfechos con castigar a los trabajadores del sector privado con este bozal de acero, el gobierno se prepara para encerrar en los estrechos márgenes de la lucha legal a los trabajadores del sector público. La directiva de la ANEF ya firmó un protocolo de acuerdo con el gobierno, mientras el diputado Andrade presentó un proyecto y las autoridades comienzan el florido discurso de “otorgar derecho a negociación colectiva y huelga a los trabajadores del sector público”. Los quieren derrotar y debemos resistir.
  1. Nosotros, las organizaciones aquí presentes, expresamos nuestro total rechazo a este proyecto de Reforma Laboral; al proceso parlamentario en curso; al actuar de la directiva de la CUT; al futuro proyecto que afectará al sector público. Por eso, hacemos un llamado a los trabajadores y trabajadoras del país a transformar este rechazo en resistencia a la legalidad impuesta. No nos queda otro camino que sobrepasar la legalidad que nos quiere esclavos y que castiga nuestra. –
  1. Con la certeza de que por separado no lograremos revertir este ataque a la clase obrera, nos articulamos en esta acción, trabajadoras y trabajadores del sector público y privado. En lo inmediato y en forma urgente llamamos a todas y todos los trabajadores del país a sumarse a este llamado. A hacer de este 2016 un año de lucha, de reorganización, de unidad y de combate que fortalezca las organizaciones clasistas y autónomas de los explotados de la ciudad, del campo, del mar y de las minas de nuestro vasto territorio.

  • ASOCIACION INTERSINDICAL DE TRABAJADORES Y TRABAJADORAS AIT
  • TRABAJADORES POR UNA MEJOR REFORMA LABORAL
  • MOVIMIENTO CABREADOS
  • FRENTE DE TRABAJADORES POR EL SOCIALISMO
  • SINDICATO DE TRABAJADORES DE LA CONSTRUCCION SINTEC
  • UTEC, UNION DE TRABAJADORES Y ESTUDIANTES CLASISTAS

 

Santiago de Chile, 28 de enero de 2016


20160128_083921

 

DECLARACIÓN DE APOYO 
A SINDICATO DE TRABAJADORAS Y TRABAJADORES 
Centro Juvenil El Puerto 
Las Organizaciones de Trabajadoras y Trabajadores firmantes no podemos estar pasivas frente a los hechos de acoso y malas prácticas de quienes dicen proteger los derechos humanos y que finalmente lucran con los Fondos Públicos, a través de empresas que actualmente se constituyen en ONGs, Fundaciones y Corporaciones.
En variadas ocasiones, hemos denunciado a las llamadas Organizaciones Colaboradoras del Estado, que reiteradamente parecen tener más disposición de colaborar con la precarización laboral y a mantener el actual escenario de opresión y explotación con nuestra población más pobre económicamente.
Por eso queremos saludar la valentía y el coraje de las/os trabajadoras/es del Centro Juvenil El Puerto (CJP), que no sólo han sido un ejemplo de organización al constituir su Sindicato y llevar adelante una Negociación Colectiva que conlleva el Primer Contrato Colectivo del Área Social en la Región de Valparaíso; sino que además, hoy deben seguir enfrentando malas prácticas por parte de quienes ostentan el control y administración del citado Organismo Colaborador de SENAME.
Nos parece una práctica fuera de toda Ética que, por capricho de la Empresa Social, se informe verbalmente (13 enero) el cierre anticipado del Programa PIE CJP; cierre que se realiza a petición de la administración de la empresa y a espaldas de las/os trabajadoras/es. Esto implica que sus labores terminen tres meses antes de lo contemplado.
Esto, vuelve a demostrar que el interés de quienes administran este tipo de organizaciones no está puesto en la protección de los derechos fundamentales, ya que dejan interrumpidos 80 procesos de intervención con niñas, niños y jóvenes, además de dejar cesantes a la totalidad de las y los trabajadores, ya sea estén o no sindicalizadas/dos.
Igual de grave nos parece la actitud que toma SENAME, que tampoco informa a las/os trabajadoras/es (teniendo conocimiento desde octubre del cierre inminente), y pareciera que tampoco le interesa velar por la calidad de los procesos psicosociales que se desarrollan con éstas familias, permitiendo y haciéndose cómplice de la vulneración de sus derechos.
Aunque SENAME y el CJP representado por Sandra Oyarzún Cabrera y la Coordinadora Angélica Flores Quiroga, intenten responsabilizar a las/os trabajadoras/es sindicalizados/as de la crisis y el cierre del Programa; nunca puede ser un argumento para tomar estas medidas el hecho que lxs explotadxs y oprimidxs se organicen. Si respetar los derechos laborales es causal que un programa social no se sostenga, significa entonces que desde su fundación y diseño el Programa ya contaba con la precarización de sus trabajadoras/as para atender la precariedad de nuestras poblaciones.
Lamentamos, que la ONG TAF se preste para acoger a la Sra. Angélica Flores, y le permitan postular a Líneas de Protección del SENAME, pero ahora con una nueva personalidad jurídica (la del TAF), ya que es una maniobra sucia y que no es coincidente con la Historia de la citada ONG en la Emancipación de los/as Oprimidos, como dicta el Enfoque de Educación Popular, a la cual adscriben. Apelamos a su ideario y consecuencia para poder reparar esta situación.
Llamamos los diversos sindicatos y organizaciones de trabajadoras/es y de base social a sumarse en el apoyo a quienes hoy develan y vivencian en carne la siniestra lógica del sistema de Licitación en las Políticas Sociales, que se funda en una relación de Subcontrato, donde el Estado se desliga de su responsabilidad de ser garante de derechos a usuarias/os y trabajadoras/es. Todo ello, mientras las Organizaciones Colaboradoras hacen el trabajo sucio, apelando a que, en pro de trabajar con las poblaciones más pobres, pueden pasar a llevar hasta los derechos laborales más básicos, y de paso lucrar con recursos que son de todas/os.
PRECARIZADXS NOS QUIEREN…
ORGANIZADXS NOS TENDRÁN…
TRABAJADORXS DEL ÁREA SOCIAL.
CONTRA EL LUCRO Y EL SISTEMA DE LICITACIÓN EN LAS POLÍTICAS DEL ÁREA SOCIAL.
FRENTE A LA COLUSIÓN DEL EMPRESARIADO DEL ÁREA SOCIAL,
ORGANIZACIÓN Y COORDINACIÓN ENTRE TRABAJADORXS.
NUNCA MÁS SOLXS.
Sindicato N° 1 de Trabajadoras/es Fundación Tierra Esperanza
Sindicato de Trabajadoras/es de la Corporación Llequén
Sindicato de Trabajadoras/es SEDEJ
Sindicato de Trabajadoras/es de la ONG Social Creativa
Sindicato de Trabajadoras/es de la Corporación OPCION
Sindicato N°2 de Trabajadoras/es de Fundación Mi Casa
Asociación Regional de Trabajadoras/es de SENAME – ARTRASE, VIII Región del Bío-Bío
Asociación Regional de Trabajadoras/es de SENAME – ARTRASE, VI Región del Lib. Gral. B. O’Higgins
Asociación Metropolitana de Trabajadoras/es de SENAME – ARMETRASE, Región Metropolitana
Federación Nacional de Trabajadores/as del SENAME – FENATRASE
Federación de Trabajadoras/es de la Educación
Coordinadora Interregional de Trabajadoras y Trabajadores del Área Social – CITAS
Sindicato de Trabajadoras/es N° 1 El Mercurio de Valparaíso.
Sindicato de Periodistas N°2 Empresa El Mercurio de Valparaíso SAP
Sindicato Nacional de Empresas Easy, Viña del Mar
Sindicato Imprenta y Servicios Almendral – Rodrigo Videla de la Barra. Representante
Portuarios Unidos de Valparaíso
Movimiento de Trabajadoras/es Clotario Blest
Cabreados ANEF
Asociación Intersindical Clasista de Trabajadores – AIT
FTEM, Frente Trabajadores Ernesto Miranda
Periódico El Irreverente
Radio Placeres de Valparaíso
Periódico Comunista Libertario Solidaridad
Andi Ferrer – Portavoz. Cantante
Melissa Sepulveda, Ex Presidenta de la FECH
Sindicato Nacional Coanil Osorno (Escuelas)
Graciela Flores, Presidenta del Sindicato NAcional de COANIL (residencias)
Fundación Sociedad y Trabajo
Sindicato de Trabajadores y Trabajadoras del Transantiago Elías Lafertte
Sindicato ALuchar Lautaro (Transantiago)
UTEC, Unión de Trabajadores y Estudiantes
Valparaíso, verano de 2016