Padres de los hermanos Vergara Toledo

A 32 años del asesinato de los hermanos Vergara Toledo, el Irreverente conversó con sus padres, quienes nos contaron cómo ven las actuales movilizaciones y en qué creen que estarían sus hijos hoy.

El Irreverente: ¿Cómo enfrentarían Eduardo, Rafael y Pablo las luchas de hoy?

Manuel Vergara: conociendo a los hijos nuestros, estaban en el frente más peligrosos en dictadura, pertenecían al MIR, y hoy creo que estarían muy cerca de los chiquillos encapuchados, por decirlo de alguna forma. Estarían más cerca de una lucha más confrontacional, ahora no hay una salida como en aquellos tiempos porque era derrocar a la dictadura, ahora la situación es mucho más compleja, más difícil. Entonces creo que estarían en una parada de ruptura totalmente con el sistema. De hecho pablo, cuando muere con una explosión en Temuco, iban a tirar una proclama porque al grupo que pertenecía no creían en el triunfo del NO, en ese sentido era profético lo que iban a plantear ellos.

Luisa Toledo: yo creo que nuestros hijos, no habrían tenido ninguna posibilidad de seguir viviendo, porque eran de corazón revolucionario, ellos no aceptaban la injusticia. Eran seres muy especiales, como son todas las gentes que se dan cuenta de las injusticias y no pueden estar sin hacer algo al respecto.

La gente que tiene claridad, un corazón sano que su compromiso no es una postura solo de un momento, porque si me caso o tengo un hijo hay mucha gente que dice que hay que pensar en la familia, y no debe una postura de toda la vida, con hijos o sin ellos. Aquel que se pregunta “¿para qué me voy a estar molestando?”, eso no es un revolucionario.

Por eso creo que a mi cabros los hubiesen matado en los 90 con la matanza de los chiquillos del MJ Lautaro o el “Frente”, o estarían peleando con los mapuches. Aseguro que no estarían tranquilos con tanta injusticia formando una familia tranquilos en una casa, te lo aseguro.

EI: ¿Dónde identifican a los jóvenes combatientes hoy?

MV:  Bueno, yo estoy con los jóvenes encapuchados, los reivindicamos. Porque es una situación que viene cargada de impotencia, de mucha injusticia Entonces los diálogos no nos han conducido a nada. Por lo tanto los que hacen los chiquillos es una forma correcta de protestar contra el sistema. También lo veo en los hermanos mapuche, que la mayoría son los jóvenes que pelean. Son los jóvenes que luchan por los cambios.

LT: Es cuestión de  revisas la historia, nunca se nos ha regalado nada si no es con pelea, con muerte, con sangre. Cuántas matanzas ha habido en Chile, cada vez que vean amenazado su sistema recurrirán a las armas.

Hoy veo a los jóvenes combatientes en la lucha de los cabros jóvenes del pueblo mapuche y en la lucha de los cabros que salen a la calle sin permiso.

EI: ¿qué desafíos les espera a quienes apuestan a la transformación radical de nuestra realidad?

MV: Espero que la gente, porque hay mucha que esta totalmente en contra del sistema , uno recorre distintas partes del país y los chiquillos, todos jóvenes, estuvimos hace poco en la Patagonia y hay un grupo de jóvenes contra del sistema y andan en búsqueda de cómo pueden cambiar el sistema y dentro de eso está destruirlo. Lo que pasa es que cada uno están haciendo sus trabajo de forma aislada, lo que se necesita es que todos estos jóvenes que están contra del sistema y se nota porque no votan, nosotros tampoco votamos, pero está todo desarticulado, creo que va a llegar el momento que hay que unirse, no queda de otra. No tanto en relación a una nueva asamblea constituyente o una nueva constitución, sino en torno a la organización de la lucha popular juvenil, como la veo yo, eso es lo que falta en este momento. Hay un vacío grande que yo tengo la inquietud y de cómo lograr eso, hacer una llamado, pero están todos los jóvenes de chile, hay que buscar comunicación, intercambiar referencias, por ejemplo esto sirve- tomando un ejemplar del irreverente que le llevamos-  donde aparecen algunas experiencias, no solamente mostrar las cosas negativas, debe mostrar lo poco pero bueno que se está haciendo ahora.

Me gustó mucho lo que dijo Luisa, revolucionario de corazón, lo traduzco a que tenemos que ser de joven revolucionario; con más años seguir revolucionarios; adultos revolucionarios ; y abuelos revolucionarios. Eso es lo que va a lograr que esto cambie. Ese es un llamado que hago a los jóvenes, ser revolucionario de corazón y por toda la vida.

LT: Se debe avanzar en la lucha, hacer distintas cosas, no es necesario que todos estén en la misma. Aclarar que no hago un llamado a encapucharse ni nada por el estilo, respeto todas las formas de lucha, menos las que andan de pitos y globos. Hay que hacer algo más que marchar.

Acá hay una experiencia de un consultorio popular y las colonias urbanas que trabajan con niños. Debemos volver a repartir boletines y mostrar las cosas que están pasando, no puros panfletos con consignas.

Tenemos que formarnos más, saber más cosas, conocer lo que ha pasado en el país, por qué ha pasado, qué errores hemos cometido, por qué no aprendernos de la experiencia y yo les pido que sean revolucionarios de corazón pero implica un conocimiento cabal de lo que se está metiendo cada uno, no solamente un líder, todo el grupo debe saber en lo que está metido.

DSC_0033

Papa_vergara_diario

1 COMMENT

  1. Hermoso mensaje. Y viene de parte de quienes sufrieron la pérdida de tres hijos REVOLUCIONARIOS DE CORAZÓN. Desde el dolor brota la esperanza. Todo mi respeto hacia ustedes, padres de jóvenes que lo dieron todo para lograr cambios que aún no llegan. La alegría no vino! Seguir adelante. Gracias a ustedes padres de hijos revolucionariosd con sed de justicia. TODO MI RESPETO HACIA USTEDES!

Leave a Reply