Paola Astete. Interprete, docente y coreógrafa. Presidenta del SINATTAD- Sindicato nacional de trabajadores independientes artistas de la danza. Segunda organización gremial de la Danza Chilena, de carácter independiente autogestionada.

Por Minerva Ríos

“Es un problema de la Educación, de la educación que recibimos (…)”afirma Paola Aste- presidenta del Sindicato Nacional de Trabajadorxs Artistas de la Danza (SINATTAD )- en una entrevista junto al diario en la que – en compañía de  Maryorie Ávalos, secretaria del sindicato- recorrieron el espectro de dificultades que como trabajadorxs, artistas, docentes y estudiantes del mundo de las artes vivencian en su cotidiano; y que, en contexto de la crisis social/ sanitaria en la que se encuentra el país se han visto agudizadas.

El sindicato es formado en 1990, con el objetivo de proteger a los distintos gremios del mundo de la danza bajo la figura sindical ante la ley. Nace, en respuesta a una precarización sistemática que han vivenciado quienes dedican su vida al trabajo de las artes, en tanto no son reconocidos como trabajadorxs y, por consecuencia ven coartadas sus posibilidades de acceso a sistemas de salud, de pensión y/o trabajos contractuales. Es con la frase: “(…) para nosotros, lo fundamental, es defender los espacios laborales, y de cultivo de las artes”¸ que contesta una de las entrevistadas al peguntar por el objetivo central del sindicato. Dejando en claro luego, que esto a la base tiene el propósito de dar a conocer la visión de la Danza como un derecho.

“(…) en los colegios tendríamos niñxs más felices, más conectados con su cuerpo y con el de sus compañexs”, esto si se considerara la danza, el arte desde siempre en la formación; lo que ambas entrevistadas creen es la carencia fundamental del sistema educacional, y como consecuencia cultural. Afirman que “ (…) no hay una responsabilidad, como sociedad, como estado de Chile de cultivar las artes”, lo que además de tiene consecuencias a nivel personal en cada agente social, tiene consecuencias a niveles materiales y que se ven representados – por ejemplo- en un cierre de los espacios de formación académica, como el caso de cierre en la admisión 2021, en la carrera de danza en la Universidad de las Américas.

Marjorie Ávalos, bailarina, creadora y directora teatral. Secretaria del SINATTAD
Marjorie Ávalos, bailarina, creadora y directora teatral. Secretaria del SINATTAD

Pese a que mencionan que el cierre de carrera de las artes es algo histórico desde épocas de dictadura, creen – firmemente- que el cierre de los espacios no es más que una estrategia implementada para debilitar las artes escénicas. Declaran que “El estado tiene una visión del arte efímera, se queda con lo bonito”, y que por tanto “el trabajo está en buscar la forma de hacerle ver al Estado que somos trabajadorxs del arte, de la cultura”. Y que esto es fundamental en tiempos de reparación del tejido social y la necesidad de vincularse que se hace cada vez más inminente.

Para esto, llevan un tiempo trabajando, en hacer catastros autogestionados, que además han expandido a los territorios; además de presentar propuestas concretas al MINCAP y a ambas cámaras, que se han trabajados desde la investigación y la organización. Esta última -mencionan- se ha visto fortalecida en este contexto de pandemia, ya que las plataformas virtuales, más la necesidad de organizarse desde la ya no oculta precarización hicieron que la conectividad fuera un arma vinculante y de lucha por sus históricas demandas.

Ambas despiden la entrevista destacando que “ damos la lucha sindical por nuestros derechos (…) de ser reconocidos como personas y como trabajadorxs”; y haciendo una invitación abierta a que el bichito que pobló la consigna del pueblo: ¡CHILE DESPERTO!, sea semilla, ya que tanto la revuelta como la pandemia solo evidenciaron una crisis anterior sostenida en un sistema inhumano. La presidenta del sindicato agrega al despedirse: “… llamo a la resistencia (…) a la resistencia callejera”.

Entrevista completa en:

 

NO COMMENTS

Leave a Reply